dietista-perder-peso

Dietista para perder peso: 21 cosas que deberías saber (antes de acudir a él)

¿Estás pensando en acudir a un dietista para perder peso?

Si te planteas la posibilidad de empezar un tratamiento con un dietista para perder peso es muy problable que dietista-para-perder-pesoestés sufriendo alguna dificultad con tu alimentación. Esta puede estar relacionada con tu peso (sobrepeso, obesidad, tendencia a subir peso, excesivo deseo de consumir determinados alimentos), con algún problema de salud que padezcas (diabetes, celiaquía, fibromialgia, enfermedad de chron…) o la necesidad de mejorar tu alimentación según tu momento vital (embarazo o práctica deportiva por ejemplo).

Quiero explicarte 21 cosas que quizás no sabías si quieres ir a un dietista para perder peso. De esta forma tendrás más información de lo que vais a trabajar durante las sesiones y te va a ser más fácil entender de qué forma se va a desarrollar todo el tratamiento. ¡Vamos allá!

1) El dietista-nutricionista colegiado es el profesional cualificado para ayudarte en la gestión de tu peso.

2) Este profesional no va a sacarte una dieta rígida de un cajón, sino que va ayudarte de forma personalizada a mejorar tu alimentación paso a paso.

3) Va a aconsejarte sobre la mejor forma de abordar tu exceso de peso basándose en evidencia científica. Sin productos ni dietas milagro. Sólo con alimentos de verdad.

4) Un plan nutricional (o dieta online personalizada) es aquel que tiene en cuenta todas tus necesidades alimentarias y también tu vida social. Siempre es el plan el que debe adaptarse a ti.

5) Ayudarte a gestionar mejor tu hambre emocional forma parte del proceso educativo hacia una mejor salud alimentaria y a una correcta pérdida de peso.

6) Incrementar la actividad física y reducir el sedentarismo es algo en lo que trabajareis durante las sesiones para mejorar el estilo de vida.

7) Conocer qué alimentos son los más saludables y saber distribuirlos durante el día, va a ser clave para mejorar la saciedad y evitar atracones y picoteos innecesarios.

8) Aprender a planificar correctamente va a mejorar tu elección alimentaria sobre todo en las ingestas principales.

9) Una correcta reeducación nutricional es básica si quieres que el adelgazamiento sea eficaz a largo plazo.

10) Existen mitos y creencias alimentarias erróneas que conviene desterrar. Tu dietista para perder peso es el profesional indicado para ayudarte a relacionarte correctamente con la comida.

11) A largo plazo, es más importante aprender a comer correctamente que cualquier kilo que puedas bajar.

12) No prohibir alimentos te va a permitir continuar con la pauta sin el riesgo de sufrir ansiedad. A mayor es la prohibición mayor es el deseo.

13) El dietista para perder peso no te va a forzar a hacer nada, todos los cambios que introduzcáis serán siempre pactados y adaptados a tu ritmo. Más cambios no es signo de mayor efectividad. Es mejor pequeños cambios pero firmes.

14) ¿Para qué quieres adelgazar? Juntos vais a descifrar las principales motivaciones y también los principales obstáculos.

15) No pasar hambre es algo esencial en cualquier plan correcto de gestión del peso. Si pasas hambre sólo puede terminar mal.

16) El camino hacia una mejor salud alimentaria puede ser complicado en algunos tramos. El soporte profesional te ayudará para que puedas seguir avanzando.

17) Determinados tipos de dietas o comidas pocos saludable pueden generar cierta adición, ser consciente de esto y saber cómo controlarlo es básico en cualquier plan alimentario.

18) Un relación sana con la comida incluye no estar 24h pendiente y controlando todo lo que comes. La alimentación y la dieta deben ser un placer, en ningún caso una obsesión.

19) Al final de todo tratamiento con un dietista para perder peso habrás aprendido la mejor forma de alimentarte según tu caso, no para unos meses sino para toda la vida.

20) Los nuevos hábitos adquiridos servirán para ayudarte a mantener el peso a largo plazo sin tener que depender de ninguna dieta.

21) Tu relación con la comida será óptima, y dejará de ser una fuente de ansiedad y malestar para transformarse en algo saludable y placentero.


¿Necesitas una atención personalizada y que trabajemos codo con codo en tu caso?

Haz click aquí y consigue una valoración gratuita conmigo.